in ,

Entre dulces y exigencias: la suculenta dieta de Melania Trump

La primera dama de Estados Unidos come desde frutas y verduras hasta chocolate y helado

Melania
Cortesía de Sertel Noticias

Para nadie es un secreto que las personalidades públicas, en su mayoría, suelen trabajar por mantener una buena figura; una de ellas es Melania Trump, la primera dama de los Estados Unidos, quien en sus inicios se destacó como modelo y actualmente sigue gozando de un cuerpo esbelto.

La esposa de Donald Trump suele dar algo de problema al momento de la comida, no solo en la Casa Blanca, sino a donde quiera que vaya.

Para sus desayunos le gusta que sean bastante ligeros y saludables, mayormente toma un batido verde como primera comida, en 2013 usó Facebook para asegurar que a esto lo llama «desayuno delicioso y saludable todos los días». Tras solicitudes de la receta, comentó que solo usa frutas y verduras frescas y orgánicas, en particular le agrega espinacas, apio, zanahorias, arándanos y manzanas; todo esto con yogurt sin grasa.

Además, bebe jugo de manzana y naranja, luego lo completa con aceite de oliva, semillas de lino, suplementos de Omega-3 y vitamina D para obtener aún más nutrientes.

También puedes leer: ¿Cómo lidiarías con estos cambios? Así llegó Melania Trump a ser primera dama de Estados Unidos

Esta no es su única opción, pues como plan de respaldo opta por una avena rica en fibras, según lo que ella misma comentó a la revista GQ. 

La señora Trump tiene como meta consumir siete frutas diarias, lo que puede parecer mucho, pero según CBS News, esto podría reducir el riesgo de varios problemas de salud, incluyendo ataques cardíacos y cáncer.

En una aparición en The Martha Stewart Show,  los Trump prepararon la comida favorita de Donald: sándwiches de pastel de carne. Melania dijo que no come cebollas y que no le gustan las alcachofas.

No se escapa de la realidad…

Aunque queda en evidencia que Melania prefiere comer sano, no es que le huye a los restaurantes de comida rápida. En 2017, viajó a Texas para reunirse con víctimas y socorristas después del huracán Harvey. Ahí visitó la ubicación original de Whataburger en Corpus Christi y aunque nunca se supo qué pidió porque lo entregaron en bolsas, puede que haya sido una grasosa hamburguesa.

En 2010, ella reveló a la revista New York Magazine que es una gran fanática de las muchas opciones gastronómicas de Nueva York, y no tiene miedo de darse el gusto. «Una cosa que más me gusta de Nueva York es la variedad de alimentos increíbles que puedes comer», dijo. «Mi favorito de todos los tiempos es el pollo Parmigianino».

Irresistible

Para satisfacer sus antojos, la primera dama come chocolate que, también es beneficioso para la salud, aunque en pequeñas porciones. Además, le encanta el helado; ella comentó que «es bueno comer esas cosas, de vez en cuando».

Con su esposo, también comparte el gusto por la Coca Cola, en versión light. Se dice que Trump puede beber hasta 12 latas diarias, mientras que ella prefiere tomarla directamente de la botella.

Vitaminas

Cuando se trata de las vitaminas, la exmodelo suele ser bastante estricta. «Tomo vitaminas y uso una crema hidratante que es una crema de oxígeno», dijo a Refinery 29. «Todo es natural. Es A, C y E, y los mezclo. Es muy importante cuidar tu piel, por dentro y por fuera, de la mañana a la noche. Debes quitarte el maquillaje y hidratar!».

Famosos recuerdan la tragedia del 11 de septiembre

SanLuis

¡Imperdible! SanLuis acompañará a Marc Anthony en su gira Opus Tour (+Orgullo)