in ,

¡México de luto! Falleció la leyenda de las telenovelas Josefina Echánove

Falleció

Otro golpe para el mundo del espectáculo mexicano. A los 92 años, falleció la primera actriz de la televisión, Josefina Echánove.

Tan solo un día después de irse el cantautor Armando Manzanero, México despide a Josefina, quien falleció de un paro cardíaco en la residencia donde vivía desde hace 10 años, en Guanajuato.

También puedes leer: ¡No es Majo, ni Ángela! Conoce a Susana, la hermosa integrante de la dinastía Aguilar

Dejó un legado en el mundo de la actuación, simplemente una carrera nutrida, siempre con la firme idea de dejar bien representada la cultura mexicana.

Nació en Guanajuato, el 21 de julio de 1928 y de ahí saltó a Ciudad de México, donde pudo catapultarse como actriz.

La eterna nana de las telenovelas mexicanas, no solo se limitó a la actuación, pues fue responsable de fundar el grupo de Danza Contemporánea de la Universidad de Guanajuato, de allí emergió como actriz.

Su talento la llevó a ser parte de 19 telenovelas, grandes producciones en las que siempre figuró en el elenco principal.

Sin duda, las más destacadas participaciones de Echánove, fueron en los dramáticos: Cuna de lobos (1986), La dueña (1995), Cañaveral de pasiones (1996), Rubí (2004), Mañana es para siempre (2008-2009) y Corazón salvaje (2010).

La noticia fue confirmada por su hija, la cantante María del Sol; Josefina también era madre del actor Alonso Echánove y la periodista Peggy Echánove. Su familia no ha informado dónde reposarán sus restos.

Otras actuaciones

Josefina también brilló en la gran pantalla, donde logró ser parte del cine mexicano en películas como: Laberinto, Balún Canán, y El cónsul honorario, en la que logró demostrar de qué estaba hecha al momento de actuar.

 


Estamos en InstagramTwitterFacebook y YouTube.
Únete a nuestros canales de WhatsApp y Telegram.

@LaSopa_News

¿Qué piensas?

CELIA-LORA-ONLYFANS-LASOPA

¡Mojadita y acompañada! Así promociona Celia Lora su OnlyFans ?

Armando

Entérate cómo será repartida la herencia que dejó Armando Manzanero