in

Rastrean cohete chino fuera de control que… ¿podría caer en la Tierra?

cohete chino

El Pentágono dijo este miércoles que estaba rastreando el cohete chino que se espera que reingrese sin control a la atmósfera este fin de semana, con el riesgo de estrellarse en un área habitada.

La “buena noticia” es que los restos que caen hacia la Tierra, aunque son inquietantes, generalmente representan muy poca amenaza para la seguridad personal.

Jonathan McDowell, astrofísico del Centro de Astrofísica de la Universidad de Harvard dijo a CNN que “este no es el fin de los días”.

Aún así, el episodio ha generado nuevas preguntas sobre los desechos espaciales, el reingreso incontrolado y las precauciones que se deben tomar, si las hay.

UN COHETE ESPACIAL DESCONTROLADO

Los científicos que están estudiando el caso del cohete chino llamado Long March 5B creen que por pesar 22 toneladas, podrían generarse fragmentos que no se quemen en su reentrada en la atmósfera.

Si aterrizaran en zonas pobladas, podrían causar daños materiales o incluso humanos. Es algo posible, pero extremadamente poco probable.

Científicos del Escuadrón de Control Espacial número 18 de los Estados Unidos están monitoreando esta reentrada.

De momento, se sabe que vuela a 27.600 kilómetros por hora y que el aterrizaje ocurrirá probablemente entre el 8 y el 12 de mayo.

¿DÓNDE ATERRIZARÁ?

Dada su trayectoria, se cree que el impacto podría ocurrir en cualquier punto de una zona en cuyo norte se sitúan: Madrid, Nueva York y Pekín.

Por otro lado, al sur, están el sur de Chile y la ciudad de Wellington, en Nueva Zelanda.

Según ha explicado por McDowell, una vez que esté claro el día exacto de llegada, los científicos podrán predecir la ubicación con un tiempo de seis horas.

Este tiempo “será suficiente” para realizar evacuaciones si fuese necesario.

TAMBIÉN LE PUEDE INTERESAR: DESCUBRIMIENTO DEL PERSEVERANCE EN MARTE DEJÓ ATÓNITOS A TODOS EN LA NASA

¿Qué piensas?

Sploshing

Sploshing, la tendencia para salir de la monotonía durante el sexo

Blancanieves

La escena del beso de Blancanieves que generó polémica en Disney